FIG PUBLICATION NO. 23

Agenda 21 FIG

Agenda para implementar el concepto de Desarrollo Sostenible en las actividades de la Federación Internacional de Agrimensores y sus asociaciones miembros

PROPOSAL FOR THE FIG GENERAL ASSEMBLY
Seoul, Korea 6-11 May 2001


CONTENTS

Foreword

Un mundo en crisis

Desarrollo Sostenible – una Política para el Cambio

Porqué la Agenda 21 FIG

Agenda 21 FIG

Capítulo I - Preámbulo

Capítulo II - Acceso a la Tierra y Seguridad en su Tenencia

Capítulo III - Planeamiento y Administración de Tierras y Áreas Costeras

Capítulo IV - Información Geográfica para la toma de decisiones

Capítulo V - Desarrollando la profesión de la Agrimensura

Capítulo VI

Capítulo VII - Colaboración con Naciones Unidas, Gobiernos Nacionales y Organizaciones no Gubernamentales

Appendix A

Sustainable Development – A Challenge and a Responsibility for Surveyors

ORDERS OF PRINTED VERSIONS


FOREWORD

The International Federation of Surveyors FIG decided at the its Congress in Brighton in 1998 to form a Task Force to prepare an FIG statement on how the Federation will implement the concept of sustainable development.

It was agreed to title the statement "FIG Agenda 21", referring to the report from the United Nations 1992 Rio Conference on Environment and Development which resulted the Agenda 21. The statement shall, however, not be limited only to reflect Agenda 21. It shall as well, inter alia, reflect the outcome of the United Nations Conference on Human Settlements (HABITAT II) held in Istanbul in 1996 and its result the Habitat Agenda with the Global Plan of Action. Further it is, in part, implementation of the Memorandum of understanding between FIG and UNCHS(Habitat), the Bogor and Bathurst Declarations, and the existing1991 FIG statement on sustainable development.

Dealing with surveying, planning and management of land and water resources, laws and systems needed for access to land and security of tenure, and with geographic information in all its aspects, the surveying profession is deeply involved in issues of profound importance for sustainable development. Surveyors' training and performance can have a significant impact on the implementation of sustainable development. The aim of the FIG Agenda 21 is to show that the Federation is committed to do its utmost to develop the surveying profession and the individual surveyor to act in accordance with the principles of sustainable development.

FIG is further committed to collaborate with all relevant United Nations agencies and with other non-governmental organisations in developing a mutual understanding of how surveying in all its aspects, as well as related techniques, products and services, best can contribute to the implementation of Agenda 21 world-wide.

The FIG Agenda 21 has been prepared by a Task Force that was chaired by Helge Onsrud (Norway). The members of the Task Force were Karin Haldrup (Denmark), Commission 3, Helmut Brackmann (Germany), Commission 8, Paul van der Molen (Netherlands), Commission 7, Michael Yovino-Young (USA), Commission 9, Peter Byrne (Australia), Ian Williamson (Australia) and Jerome Ives (USA), Vice President of FIG. On behalf of the Federation it is my great pleasure to express our thanks to Helge Onsrud, the Task Force members and all that have contributed to this publication for their excellent work.

Robert W. Foster
President of FIG


Agenda 21 FIG

Agenda para implementar el concepto de Desarrollo Sostenible en las actividades de la Federación Internacional de Agrimensores y sus asociaciones miembros

Un mundo en crisis

Prácticamente todas las sociedades del mundo atraviesan en este momento un cambio a un paso nunca antes visto. La población del mundo aumenta desde menos de tres millones al principio del último siglo, hasta pasar los seis mil millones de personas al principio del nuevo milenio. Los países en desarrollo experimentan una migración masiva hacia áreas urbanas, donde la gente pobre aumenta su concentración en asentamientos irregulares dentro de ciudades en expansión. Desde 1950 la población urbana global ha saltado desde 750 millones hasta más de 2500 millones de personas. Se estima que en países en desarrollo, el 88 por ciento de la población nacida durante los próximos 25 años será en asentamientos urbanos. En 30 años, dos tercios de la población del mundo vivirá en ciudades. El crecimiento urbano es mayormente informal y no planificado, resultando frecuentemente en gente asentada en ubicaciones peligrosas. En la actualidad ya la mitad de la población del mundo vive a no más de 60 kilómetros de la línea de la costa, un tercio de la cual está en un alto riesgo por la degradación ocasionada alrededor de las actividades humanas.

En mucho países la disponibilidad de agua potable se acerca a un punto de crisis. Mil trescientos millones de personas no tienen acceso al agua limpia y se estima que cada año mueren cinco millones de personas por enfermedades causadas por la contaminación del agua.

Grandes áreas de tierra para producción de alimentos se pierden anualmente debido a la erosión y el crecimiento urbano. La deplexión de la capa de ozono inducida por actividades humanas y los cambios de clima tiene el potencial para causar grandes problemas a la salud y asentamientos humanos en muchas partes del mundo.

Los últimos treinta años han testimoniado un crecimiento comprendiendo que la tierra no puede soportar los niveles actuales de contaminación y utilización de recursos naturales. Las costumbres y políticas humanas deben cambiar radicalmente y la presión sobre el entorno natural del mundo debe reducirse.

AL mismo tiempo 25 por ciento de la población mundial vive en profunda pobreza. Mil trescientos millones de personas viven con menos de 1dólar norteamericano por día, dos mil seiscientos millones no tienen acceso a servicios sanitarios básicos. Se estima que setecientos cincuenta millones de personas no reciben suficiente alimento. Mil millones de personas viviendo en áreas urbanas ven bloqueado su accesso a un refugio adecuado y más de mil millones de habitantes de la ciudad no tienen una tenencia segura de casa o tierra.

Se ha vuelto ampliamente reconocido que el cambio general de las sociedades –desarrollo- a través del mundo debe ser orientado hacia comportamientos y acciones que no destruyan el entorno natural. Junto con este marco generalmente se acuerda que cambios en comportamientos y acciones debe ser expresado en políticas que simultáneamente mejoren condiciones de vida para las personas más pobres. Remover barreras que mantienen a la gente en la pobreza es importante para la protección del ambiente, pero también es un desafío y una responsabilidad en sí misma.

El mundo enfrenta dos desafíos mayores: proteger el ambiente natural y al mismo tiempo remover la pobreza

Desarrollo Sostenible – una Política para el Cambio

Respondiendo a los desafíos expresados más arriba, los gobiernos nacionales en la Conferencia de las Naciones Unidas de 1992 en Río sobre Ambiente y Desarrollo, de común acuerdo aceptó en el concepto de Desarrollo Sostenible como un principio general para políticas y acciones en un gran número de campos y sectores de las sociedades.

El Desarrollo Sostenible fue definido por la comisión Mundial en Ambiente y Desarrollo en su reporte sobre "Nuestro Futuro Común" como "desarrollo que alcanza las necesidades del presente sin comprometer la capacidad de las futuras generaciones de alcanzar la satisfacción de sus propias necesidades"

Expresado de modo más directo, las políticas para el desarrollo sostenible contienen tres pilares de igual importancia:

  • Proteger el ambiente natural
  • mejorar la situación social de los pobres
  • combatir la pobreza

La Conferencia de Río acordó un programa para la implementación del desarrollo sostenible en el siglo 21. Conocido como AGENDA 21, éste focaliza, en la importancia estratégica de una aproximación integrada a la planificación y administración de la tierra. Subraya la importancia de asentamientos humanos sostenibles y la correcta administración de la tierra para agricultura y el desarrollo rural. Solicita el vínculo entre la administración de la tierra y la protección de la biodiversidad, bosques y fuentes de agua. Pone énfasis en la necesidad de información confiable para tomar decisiones. Llama a un rol más fuerte para organizaciones no gubernamentales como socios en el desarrollo sostenible. También llama al sostenimiento por los gobiernos nacionales, regionales y autoridades locales así como al sector no gubernamental, todos los cuales son llamados a formular y adoptar agendas locales para sus respectivos campos de responsabilidad.

Desde este punto de partida, varios eventos internacionales han profundizado y ampliado la comprensión de la gran importancia para la humanidad de alcanzar la sostenibilidad. El reporte de la conferencia de las Naciones Unidas en Asentamientos Humanos (Habitat II) hacía foco en el enorme desafío del rápido crecimiento de las ciudades en países desarrollado, un desafío a ser piloteado a través de buena planificación y administración de la tierra, tanto a través de la seguridad en la tenencia de la tierra considerada un motor para desarrollos sociales y económicos. El World Food Summmit ( Roma 1996) subrayó la importancia de la buena administración de la tierra en la provisión de alimentos para el rápido crecimiento de la población mundial. La Reunión Mundial en Desarrollo Social (Copenhague, 1995) y la Conferencia Mundial de la Mujer (Pekín 1995) refieren a la importancia de darle a las mujeres, personas indígenas y grupos vulnerables igual acceso a la tierra y seguridad en su tenencia.

De todos modos, a pesar de conferencias y declaraciones en muchas partes del mundo el desarrollo ha sido para peor. La necesidad de un cambio de actitud hacia el desarrollo sostenible es más importante que nunca antes. Este es un desafío para todos –para los gobiernos en todos los niveles, para las organizaciones no gubernamentales y para cada individuo, sea éste o no profesional.

Porqué la Agenda 21 FIG

FIG reconoce que los profesionales juegan un importante rol en implementar el desarrollo sostenible. Los profesionales de la agrimensura juegan su parte a través del planeamiento y la administración de la tierra, el mar y las fuentes de agua, el relevamiento y la registración de derechos reales de propiedad y el manejo de información geográfica.

Aún antes de Río, la Federación Internacional de Agrimensores expresó su apoyo al concepto de sostenibilidad como una principio rector para el desarrollo. En su reunión anual de Pekín de 1991 la organización adoptó por unanimidad el documento "FIG Statement on Sustainable Develpment – a Challenge and a Responsibility for Surveyors"

Durante la década siguiente FIG tradujo su apoyo en numerosas acciones. Una agrimensura para el desarrollo sostenible ha sido el foco de los congresos FIG, reuniones anuales y trabajo de comisiones. La colaboración de FIG con las Naciones Unidas ha sido ampliada y profundizada. Durante la Conferencia de las Naciones Unidas de 1996 Hábitat III FIG organizó, en colaboración con el Centro de las Naciones Unidas para Asentamientos Humanos y la Federación Internacional Inmobiliaria (FIABCI) uno de las diez Diálogos para el Siglo 21 de Hábitat II – el diálogo en sobre Tierras y vínculos Rural - Urbanos – que proveyó valiosos aportes a la agenda de Hábitat.

Una reunión conjunta UN-FIG se desarrolló en Indonesia en 1996, resultando en la Declaración de Bogor sobre Reforma Catastral. La colaboración entre UN y FIG en promover desarrollo sostenible fue más desarrollada aún en un taller en Australia en 1999 el cual preparó la Declaración de Bathust en Administración de la Tierra para Desarrollo Sostenible. La cooperación entre FIG y el Centro de las Naciones Unidas para Asentamientos Humanos UNCHS (Hábitat) se cristalizó en un memorándum de entendimiento en 1997 con una segunda extensión cubriendo el período 2000-2003 que fue firmada en mayo de 2000.-

Estos y otros eventos han ampliado la comprensión de la contribución actual y futura de la profesión de la agrimensura al desarrollo sostenible, ambas dentro de la profesión y con las agencias más relevantes de las Naciones Unidas. El objeto de estas instituciones es presentar este comprensión en un forma deconcentrada a un amplio círculo de partidos y personas y presentar una cantidad de principios guía para la implementación del desarrollo sostenible entre la propia FIG y toda la profesión de la agrimensura.

Adoptando la Agenda 21 FIG, FIG confirma su apoyo al concepto de desarrollo sostenible y renueva su programa para contribuir a la implementación de sostenibilidad en políticas y acciones en todos los niveles de la sociedad.

Agenda 21 FIG

Capítulo I
Preámbulo

1.1 Nosotros, la Federación Internacional de agrimensores, reconocemos que el mundo se confronta con una creciente disparidad entre y a través de naciones, un empeoramiento de la pobreza, el hambre y la enfermedad y un continuo deterioro de los ecosistemas de los cuales la humanidad depende para su bienestar. Reconocemos que el único recurso futuro para un mundo mejor para las actuales y futuras generaciones es a través de la integración del ambiente y el desarrollo. Entendemos que el concepto de desarrollo sostenible está reglado en tres pilares de igual importancia:

  • Proteger el ambiente natural
  • Mejorar la situación social para los pobres
  • Combatir la pobreza

1.2 Reconocemos la Agenda 21, adoptada por la Conferencia en Ambiente y Desarrollo de l año 1992 de las Naciones Unidas , como un fundamento para planes, políticas y acciones para el desarrollo sostenible.

Entendemos que otras conferencias internacionales, incluyendo la Conferencia de las Naciones Unidas en Asentamientos Humanos (Hábitat II, 1996), la UN Food Summit (Roma 1996) la UN World Summit on Social Development (Copenhagen 19959 y la UN Conferencia Mundial de Mujeres (Beijing, 1995) también tienen gran importancia social, económica y ambiental.

Estos incluyen componentes de la agenda del desarrollo sostenible para los cuales la implementación exitosa depende en acciones a niveles local, nacional e internacional. Destacamos que en 200 el Centro para Asentamientos Humanos de las Naciones Unidas inició la Campaña Global para Tenencia Segura y la Comisión para Desarrollo Sustentable de la UN ha convertido la cuestión de la seguridad en la tenencia de la tierra en un asunto prioritario. Ambas son direcciones en las cuales la profesión de la agrimensura tiene un importante rol a desarrollar

1.3. Reconocemos que el desarrollo sostenible sólo se puede alcanzar a través de la colaboración global. Una implementación exitosa de la Agenda 21 es primero y sobretodo responsabilidad de los gobiernos nacionales, soportada por la cooperación internacional y en particular por las agencias más relevantes de las Naciones Unidas. De todos modos, notamos que la Agenda 21 llama asimismo a la más amplia participación del público y al compromiso activo de las organizaciones no gubernamentales. Compartimos plenamente la opinión que las organizaciones no gubernamentales en el nivel local tanto como en el nivel internacional, pueden y deben hacer una contribución significativa para promover e implementar el desarrollo sostenible.

1.4 La explotación y administración de los recursos naturales del mundo son de crucial importancia para el desarrollo sostenible. En particular la buena administración de la tierra, el mar y las fuentes de agua serán un prerequisito en garantizar suficientes alimentos para las generaciones corrientes así como para las futuras y en la protección de la biodiversidad. Una Correcta planificación y administración de los Asentamientos humanos, tanto en áreas urbanas cuanto en áreas rurales, son componentes críticos en el combatir la pobreza y la enfermedad y para mejorar la situación general social y económica de los pobres.

1.5 Se reconoce ampliamente que el acceso a la tierra y a la seguridad en su tenencia son de profunda importancia en el mejoramiento de la situación de los pobres, quienes frecuentemente viven en asentamientos informales sin reconocimientos a sus derechos al techo o la tierra que pueda proveer alimento para necesidades básicas. El numero rápidamente creciente de repositorios urbanos en asentamientos no regularizados en países en desarrollo pone un tremendo desafío en combatir la pobreza, la enfermedad y el analfabetismo. Esto debe sumarse al mantener gente en pobreza, la injusta distribución de derechos a la tierra lleva a la violencia y es la causa de conflictos mayores en muchos países en desarrollo.

1.6 El movimiento de personas hacia áreas urbanas en países en desarrollo se corresponde con la sobresolicitacion de muchos recursos naturales. Tierras con aptitud agrícola se usan para viviendas y fuentes locales de agua potable se están destruyendo.

1.7.-Gran parte del comercio mundial depende del embarque de bienes por mar y su subsecuente transbordo a modos de transporte basados en tierra a través de puertos. Esta actividad global crea un riesgo ambiental alto en y alrededor de la interfase tierra/mar. El conocimiento hidrográfico es fundamental para el desarrollo de una infraestructura navegacional segura, eficiente y sostenible. Sistemas relacionados a la ayuda navegacional y el control de tráfico de buques se requieren también para un transporte marino seguro. Cuando los sistemas integrados de navegación marítima se implementan el costo de transportar bienes se reduce y el riesgo de impacto ambiental adverso se morigera.

1.8.-Planes, políticas y acciones para el desarrollo sostenible dependen del acceso a la información apropiada. Cuestiones concernientes al desarrollo sostenible son frecuentemente de naturaleza espacial y el Capítulo 40 de la Agenda 21 refleja esto cuando subraya la importancia del acceso a la información geográfica. El mapeo, la fotografía aérea, el sensoramiento remoto desde satélites, el relevamiento hidrográfico y los sistemas de información geográfica y los sistemas de comunicación vinculados con estas tecnologías son herramientas poderosas para advertir al público y una ayuda para quienes tiene a su cargo las decisiones en todos los niveles.

1.9.-La profesión de la agrimensura trata con la agrimensura, la planificación y la admiinistración de la tierra y los recursos marinos, con leyes y sistemas necesarios para el acceso a la tierra y para la seguridad jurídica de su tenencia, así como con información geográfica en todos sus aspectos, Esto hace que esté profundamente envuelta en cuestiones de profunda importancia para el desarrollo sostenible. El modo en que los agrimensores son entrenados y actúan pueden tener un impacto significativo en la implementación del desarrollo sostenible.

1.10.-Organizando agrimensores de todas partes del mundo, la Federación internacional de Agrimensores se encarga de hacer todo lo posible para desarrollar la profesión de la agrimensura y para ayudar individualmente a cada agrimensor para actuar de acuerdo a los principios del desarrollo sostenible. La FIG también se encarga de colaborar con todas las agencias importantes de las Naciones Unidas y con otras organizaciones no gubernamentales en desarrollar una mutua comprensión sobre cómo la agrimensura en todos sus aspectos así como las técnicas relacionadas con ella, sus productos y servicios, pueden contribuir mejor a la implementación de la Agenda 21 en todo el mundo.

1.11.-Loa capítulos siguientes formulan principios y programas a los cuales la profesión de la agrimensura debería adherir para ayudar la implementación del desarrollo sostenible. Los Capítulos 2, 3 y 4 tratan de las tres principales áreas de actividades donde la profesión puede hacer una tangible y significativa contribución. El Capítulo 5 apunta a desarrollar la profesión de la agrimensura para permitirle responder éticamente y con competencia profesional al desafío de la Agenda 21. El Capítulo 6 muestra como la misma FIG focalizará internamente en cuestiones de desarrollo sostenible y cómo sus asociaciones miembros pueden y deberían contribuir . El Capítulo 7 describe la colaboración de la FIG con las naciones Unidas y con otras organizaciones no gubernamentales respecto del desarrollo sostenible

Capítulo II
Acceso a la Tierra y Seguridad en su Tenencia

Bases para la Acción

2.1  Los recursos de la tierra son la base para la vida humana: proveen base, energía, agua y oportunidad para todas las actividades humanas. Se estima que más de la mitad de la gente en los países en desarrollo están aún excluidas efectivamente de la propiedad de la tierra o de otros tipos de derechos seguros hacia la tierra como refugio o para producir alimento para cubrir sus necesidades básicas. Generalmente se conviene que la falta de acceso a la tierra y su tenencia segura traba severamente el despegue del desarrollo social y económico de estos países. Sólo un pequeño número de países exhibe verdaderos déficits de tierras: en consecuencia es la corriente distribución de la tenencia de la tierra la traba para el desarrollo. Del otro lado, los derechos a la propiedad difundidos y seguros son prerequisitos estratégico para la previsión de refugio y vivienda para todos y para el desarrollo sostenible de asentamientos humanos afectando tanto áreas rurales cuanto urbanas. También son un camino para romper el círculo vicioso de la pobreza (Agenda Hábitat, párrafo 75)

2.2  El efecto del desarrollo económico de permitir que la tenencia precaria se convierta en propiedad fija como capital líquido se reconoce cada vez con más fuerza. 1) En países desarrollados las hipotecas sobre viviendas privadas son la forma más importante de aumentar el capital para inversiones. Contrariamente a esto, los países en desarrollo en general no han adoptado leyes y sistemas que faciliten hipotecas, haciendo efectivamente imposible para la gente convertir sus ahorros en propiedad como capital para inversión. Aún la gente pobre en los países en desarrollo tiene grandes tenencias que podrían convertirse en capital si tuvieran sistemas de tenencia y acceso a la propiedad seguros para hacer transacciones con seguridad y con costos que se pudieran afrontar

1)Hernando Soto, "The Mystery of Capital" 2000

2.3 Muchos países en desarrollo experimentan una migración masiva hacia las ciudades donde la mayoría de los nuevos habitantes se asientan en áreas no regularizadas, a menudo en ubicaciones que están expuestas a riesgos naturales (tal como deslizamientos de tierra o torrentes) y a la enfermedad, el analfabetismo y el desempleo. De este modo son sostenidos efectivamente en la pobreza. La necesidad de una tenencia segura desalienta a estos residentes para implementar mejores condiciones a través de la inversión en sus viviendas y en servicios comunes para agua, desagües, calles, etc. En países socialistas, particularmente en Europa, la regularización de los derechos a los apartamentos en edificios multifamiliares es un aspecto mayor si se deben afrontar los problemas del sector de viviendas.

2.4 En muchos países, particularmente en el mundo en desarrollo, la proporción más importante de tierra es propiedad de un pequeño porcentaje de la población, mientras un gran número de personas carecen de tierra y son pobres.

2.5 En todos los continentes hay personas cuyos derechos a la tierra y los recursos naturales han sido ignorados. En muchos países el derecho de los pueblos indígenas a la propiedad, posesión o uso de la tierra aún no están reconocidos correctamente.

2.6 En muchos países, y particularmente en países en desarrollo, barreras legales, culturales y sociales obstaculizan a las mujeres y a otros grupos vulnerables un acceso igualitario y equitativo a la tierra

2.7 -Sumado a las políticas nacionales para una equitativa distribución de la tierra, la seguridad en la tenencia requiere de instituciones apropiadas, especialmente legislación, sistemas de registración y organizaciones. En muchos países la tenencia actual y la infraestructura catastral no rinden servicios adecuados y fiables para todos. Esto podría deberse a los altos costos, procedimientos lentos, requerimientos técnicos inadecuados, a la falta de cooperación entre ministerios y agencias o a la corrupción. Los levantamientos de campo de límites con alta precisión geodésica son un elemento de costo crítico en el desarrollo del catastro y en mercados de tierra viables pueden ser facilitados sin mapas precisos de las propiedades. Tanto los países socialistas, los que están restableciendo la propiedad privada, como los países en desarrollo que están introduciendo la propiedad privada e instituciones relacionadas por primera vez, están frente a estos problemas. En el segundo grupo la producción de tenencia de tierra y gravación impositiva de la tierra frecuentemente no está adecuadamente dirigida

2.8 La Agenda 21 y la Agenda Hábitat subrayan la estrecha relación entre el acceso a la tierra y la seguridad de la tenencia y el desarrollo sostenible. Ambos documentos proveen programas concretos para acciones relacionadas a ser tomadas por los gobiernos, el sector privado y las organizaciones no gubernamentales. En la agenda 21, Capítulos 7 (promoviendo asentamientos humanos sostenibles) y en el capítulo 14 (promoviendo agricultura sostenible y desarrollo rural) son particularmente relevantes al respecto. En la agenda Hábitat se debería hacer referencia al Capítulo IV, Plan Global de Acción, Sección B (refugio adecuado para todos) y en los parágrafos particulares 75 y 76, tanto como los paragrafo 40 del capítulo III de Recomendaciones.

2.9 FIG ha colaborado por muchos años estrechamente con las Naciones unidas en difundir saberes y desarrollar recomendaciones y guías concernientes a la producción de acceso a la tierra y a la seguridad en su tenencia (ver Declaración de Bogor 1996- Declaración de Bathurst 199 y la publicación FIG Catastro 2014 preparada por la comisión 7 de FIG)

Acciones

2.10 Para acelerar el acceso a la tierra y la seguridad en su tenencia como instrumentos para el desarrollo sostenible FIG en particular propone para el futuro:

  1. Mejorar el conocimiento de, y el acceso a, los principios y políticas vinculados con la propiedad de la Agenda 21 y los acuerdos internacionales subsecuentes, incluyendo aquellos desarrollados en cooperación entre las Naciones Unidas y FIG, y promover activamente la aplicación de estos principios y políticas a través de la profesión de la agrimensura.
  2. Promover la justicia y la equidad en el acceso a la tierra y a la infraestructura que provee seguridad de su tenencia incluyendo la promoción de los derechos igualitarios de mujeres y pueblos indígenas a poseer, comprar, heredar y usar la tierra. Nadie debería ser excluido de estos derechos básicos fundamentado en el género, la religión o la raza.
  3. Continuar colaborando en el desarrollo de guías internacionales y modelos para legislación de tierra y sistemas de registración, sistemas de tenencia del mar y relevamiento y cartografía que responda a las necesidades corrientes locales y que refleje los principios contenidos en los puntos antes mencionados
  4. Afirmar el entendimiento que los actuales sistemas de registración de tierras occidentales necesitan ser rediseñados para acomodar otras formas de información que pueden no ser basadas en la parcela interactuando para facilitar la colección de información sobre formas de tenencia de la tierra tales como reclamos de ocupación, derechos de uso, derechos de agua y derechos traslapados.
  5. Subrayar le necesidad de desarrollar sistemas de registración práctico y de bajo costo que faciliten el reconocimiento de los derechos a la vivienda y otros derechos a la tierra en asentamientos informales.
  6. Las tensiones que emergen de los sistemas de registración, particularmente en países en desarrollo y en economías en transición no deberían ser sobrecargados registrando más datos de los que se necesitan para suplir las necesidades urgentes. Estas son normalmente para proveer una tenencia segura, para facilitar la venta y la compra de tierra, y para habilitar derechos reales para ser usados como garantía para transacciones.
  7. Recomendar en particular a los profesionales de la agrimensura que los estándares para la precisión geodetica en la documentación de límites en países que tienen registración masiva no deberían exceder aquellos requeridos para servir las necesidades básicas. En varios países se ha demostrado que mapas de sobrevuelo (fotoíndices) sin detallar un relevamiento de campo son perfectamente satisfactorios para un mercado de tierra emergente.
  8. Subrayar la importancia de respetar las culturas locales y las tradiciones en sistemas en desarrollo para la registración de derechos a la tierra. legislación y sistemas, deberían donde esto fuera relevante facilitar la garantía para el título de grupos y familias tanto como para personas individuales.
  9. Solicitar que al implementar un servicio moderno de registración de tierra, los sistemas sean acoplados con políticas e instrumentos prácticos que prevenga el arrebato de la tierra, como pasa fácilmente en países donde solo una minoría rica posee fondos para comprar tierra.
  10. Proponer que la demanda para la tenencia formal debería venir de la gente en el área y que los habitantes locales, tanto como las autoridades locales deberían jugar un papel activo en los procesos relacionados.
Capítulo III
Planeamiento y Administración de Tierras y Áreas Costeras

Bases para la acción

3.1  La migración hacia áreas urbanas, la difusión de las ciudades en áreas geográficamente dilatadas y el rápido crecimiento de megaciudade3s, en particular en países en desarrollo, son las más significativas causes de la transformación de asentamientos humanos. Muchas ciudades dan testimonio de perniciosos patrones de crecimiento, de uso de la tierra y consumo de energía, a menudo resultando en seria contaminación del suelo, el agua y el aire, pérdida de tierras valiosas para la agricultura y pérdida de tierra que sostiene la biodiversidad. Los espacios abiertos y verdes frecuentemente no se ponen en situación para el bienestar humano. Asentamientos urbanos, por otra parte sostiene una promesa para el desarrollo humano a través de su capacidad para sostener una gran cantidad de gente mientras limita su impacto en el entorno natural

3.2 Siguiendo la migración masiva a las ciudades,los países en desarrollo experimentan el establcimiento de grandes asentamientos informales. La carencia de planificación apropiada frente al problema así como inversión en infraestructura resulta en asentamientos que sólo son servidos pobremente con agua, sanidad, transporte, escuelas, etc. Esto frecuentemente causa serios problemas de salud, desempleo, analfabetismo y crimen.

3.3 El desarrollo sostenible depende de un desarrollo balanceado tanto de los asentamientos rurales cuanto urbanos. Las áreas urbanas y rurales son independientes económicamente, socialmente y ambientalmente. Asegurar vínculos apropiados urbano-rurales es de vital importancia para hacer ciudades sostenibles tanto como asentamientos rurales sostenibles. Los asentamientos rurales deberían ser valorizados y sostenidos con infraestructura y servicios desarrollados.

3.4 En muchos países grandes áreas de tierras arables se pierden debido al cambio en el uso de la tierra que abre paso a la erosión masiva. La tala descontrolada de bosques frecuentemente resulta en deslizamientos de tierras, inundaciones y pérdida de la cubierta vegetal de la que depende la biodiversidad.

3.5 En muchas áreas las fuentes críticas de agua potable se contaminan por los efectos no deseados de los asentamientos humanos que no respetan la estrecha conexión entre uso de la tierra y la calidad del suelo así como del agua de superficie.

3.6 Las áreas costeras pobremente relevadas y la infraestructura inadecuada para la navegación a menudo resultan en incidentes de contaminación marina que destruye los hábitats de los peces y afecta seriamente los ecosistemas costeros. Estos desastres ambientales marinos inevitablemente reducen la provisión de alimentos desde el mar e incrementan las dificultades y la pobreza.

3.7 La planificación y la administración del buen uso de la tierra pueden reducir muchos de los problemas expresados más arriba. De todos modos, los impactos ambientales no siempre son evaluados apropiadamente por políticos, planificadores y emprendedores. Más aún, la implementación de planes de zonificación y regulaciones no siempre son apropiadamente monitoreadas y reforzadas.

3.8 El Capítulo 7 de la Agenda 21 pone en marcha un programa para el desarrollo de asentamientos humanos sostenibles incluyendo (en el punto 7.5.-) elementos de programa para:

  1. Proveer adecuado refugio para todos
  2. Desarrollar la administración de asentamientos humanos
  3. Promover una planificación y administración del uso sostenible de la tierra
  4. Promover la provisión integrada de infraestructura ambiental, agua, sanidad, desagües y administración de desechos sólidos
  5. Promover energía sostenible y sistemas de transporte en asentamientos humanos
  6. Promover planificación y administración de asentamientos humanos en áreas proclives al desastre.
  7. Promover las actividades sostenibles de la industria de la construcción
  8. Promover desarrollo y capacidad en recursos humanos para edificar para desarrollo de asentamientos humanos sostenibles

El Capítulo 10 de la Agenda 21 ofrece un programa para una Aproximación Integrada a la Planificación Administración de Recursos de la tierra teniendo en cuenta producciones ambientales, sociales y económicas.

El objetivo central del programa es facilitar la ubicación de tierra para usos que provean los beneficios más importantes y sostenibles y promover la transición a una administración integrada de recursos de la tierra. En términos más específicos los objetivos son (Cap. 10 punto 10.5.)

  1. Desarrollar políticas para soportar lo mejor posible el uso de la tierra y la administración sustentable de recursos de la tierra.
  2. mejorar, ampliar los sistemas de planificación, administración y evaluación para la tierra y los recursos del suelo.-
  3. Fortalecer las instituciones y coordinar mecanismo para la tierra y los recursos vinculados con el suelo.
  4. Crear mecanismos para facilitar el compromiso activo y la participación de todos los que resulten envueltos en el problema, particularmente comunidades y personas en le nivel local, en la toma de decisiones en relación al uso de la tierra y su administración.

3.9  La conferencia de Hábitat II en Estambul acordó en un gran número de principios, recomendaciones y estrategias para desarrollar asentamientos sostenibles. Estos son de vital importancia para la planificación del uso de la tierra y su administración, sean estas ejecutadas tanto por los gobiernos nacionales o locales. Entre estas (ver Plan Global de Acción de Hábitat, punto 113) se necesitan para:

  1. Establecer apropiados marcos legales para planes públicos y políticas para desarrollos urbanos sostenibles y rehabilitación, utilización de la tierra, producción de viviendas y la administración del crecimiento urbano
  2. Promover mercados de tierra eficientes y accesibles que respondan a las necesidades de la comunidad
  3. Desarrollar, donde sea apropiado, incentivos fiscales y medidas de control de la tierra, incluyendo usos de la tierra, planificación de soluciones para usos mas racionales y sustentables de los limitados recursos de la tierra.
  4. Incentivar sociedades entre grupos públicos, privados y voluntarios y otras partes interesadas en administrar recursos de la tierra
  5. Promover la planificación urbana, la producción de viviendas y las iniciativas de establecimiento industrial que desalienten el asentamiento de instalaciones industriales riesgosas en áreas residenciales incluyendo áreas habitadas por gente viviendo en condiciones de pobreza o aquellas que pertenezcan a grupos vulnerables o con desventajas.
  6. Desarrollar y sostener prácticas de administración de tierras que tengan en cuenta la necesidad para actividades de todos los días, plazas, parques, deportes y áreas de recreación, así como áreas para jardinería y agricultura urbana.
  7. Promover la integración del uso de la tierra, la planificación de las comunicaciones y el transporte para reducir la demanda de transporte.
  8. Desarrollar e implementar planes de administración integrada para zonas costeras para asegurar el desarrollo correcto y la conservación de los recursos costeros.
  9. Institucionalizar un acercamiento en la participación desarrollando y soportando estrategias y mecanismos que favorezcan un diálogo abierto incluyendo todas las partes interesadas con especial atención en las necesidades y prioridades de mujeres, minorías, niños, jóvenes, personas con discapacidades, personas mayores y personas que vivan en pobreza y exclusión.

Acciones

3.10 Para favorecer las mejores prácticas en la planificación del uso de la tierra y la administración de la tierra para asentamientos humanos y el mantenimiento de los recursos de la tierra en general, FIG particularmente tenderá a :

  1. Promover el conocimiento de los principios, recomendaciones y estrategias para el uso sostenible expresados en la Agenda 21 y el plan Global de Acción de Hábitat, entre los miembros de la federación y entre los profesionales de la agrimensura
  2. Promover la aplicación de estos principios y estrategias entre los agrimensores que trabajan tanto en el sector público como en el sector privado interactuando para transformar los principios y estrategias en guías rectoras y modelos para uso práctico en planificación y administración de la tierra y mecanismos y sistemas para monitorear y reportar cambios en el uso de la tierra.
  3. Promover una comprensión de la importancia de la planificación frontal y un apropiada administración de la tierra para crear asentamientos sostenibles para todos aquellos grupos de bajos ingresos que migren hacia ciudades en países en desarrollo para asegurar un estándar mínimo para el agua, los servicios sanitarios, drenajes y tratamientos de residuos sólidos.
  4. Promover una comprensión de la importancia de proteger fuentes de agua potable a través de la localización apropiada de asentamientos y la regulación de actividades humanas en la administración de reservorios y áreas de captura de aguas.
  5. Promover la comprensión de la importancia de proteger áreas costeras en general y la pesca y los hábitats de vida silvestre relacionados de la destrucción interactuando a través del desarrollo de cartas marinas adecuadas y sistemas de navegación que faciliten la seguridad en el transporte marítimo.
  6. Promover la importancia de planificadores y administradores de la tierra insistiendo en un acercamiento integrado a la planificación la administración de la tierra donde factores ambientales, tanto como sociales y económicos se tengan en cuenta.
  7. Promover la importancia de los agrimensores reclamando evaluaciones de impacto ambiental como una parte del proceso de planificación donde y cuando sea apropiado
  8. Promover la importancia de los profesionales de la agrimensura en la planificación y la administración de la tierra insistiendo en la aplicación de procesos que envuelvan activamente todas las partes interesadas incluyendo mujeres niños, personas de edad y personas viviendo en la pobreza.
  9. Alentar a las naciones a definir sus Límites Territoriales y sus Zonas Exclusivas Económicas tal como se regula según la Ley del Mar de las Naciones Unidas.
Capítulo IV
Información Geográfica para la toma de decisiones

Bases para la acción

4.1 Las buenas decisiones para el desarrollo sostenible dependen del acceso a información fiable y relevante y a una muy larga extensión de información geográficamente referenciada. La necesidad de información geográfica está en todos los niveles de gobiernos desde los niveles de decisiones mayores hasta el llano y los niveles individuales.

4.2 Existe información considerable pero el acceso a estos datos está a menudo bloqueado por problemas de coherencia de estándares y servicios adecuados para búsqueda de datos, incluyendo información sobre la cual existen datos y donde estos datos se mantienen almacenados fuera del alcance del público.

4.3 Hay una brecha que se incrementa entre los países desarrollados y en desarrollo en su capacidad de coleccionar y difundir información geográfica, que diferencia seriamente las capacidades de los países para hacer sentir sus decisiones concernientes al ambiente y el desarrollo.

4.4 El rápido desarrollo de tecnologías y métodos en agrimensura y cartografía como los sistemas integrales de información geográfica,. sensores remotos, sistemas de posicionamiento satelital y redes digitales para compartir y distribuir datos, proveen una fuerte e importante herramienta para la decisión que se toman para el desarrollo sostenible. Información geográfica accesible y relevante jugará un rol importante en la planificación , ejecución y monitoreo del desarrollo. Los países desarrollados están embarcados en la implementación de infraestructuras espaciales para compartir y usar de modo óptimo los datos geográficos en forma digital. De todos modos, la mayoría de los países en desarrollo segregan la capacidad de utilizar las tecnologías y métodos emergentes.

4.5 La reciente extensión de la Convención de las Naciones Unidas para la Ley del Mar (UNCLOS) hacia los derechos territoriales de las naciones sobre vastas áreas del océano requiere por una parte capacidades nacionales para capturar datos hidrográficos y de otro tipo necesarios para los reclamos del presente y por otra parte una capacidad para administrar estas áreas.

Hay una real necesidad de asegurar que estos recursos están integrados con los sistemas nacionales de información sobre tierras.

Actividades

4.6 Para facilitar el uso óptimo de la información geográfica en la toma de decisiones para el desarrollo sostenible, FIG en particular:

  1. Ayudará a la colección y diseminación de investigación, desarrollos y mejores prácticas en la aplicación de sistemas de información geográfica e infraestructuras de datos espaciales así como en el uso de la agrimensura y la cartografía para protección ambiental, planificación y monitoreo y para desarrollo social y económico.
  2. Asistirá en mantener las agencias relevantes de las Naciones Unidas y otros cuerpos internacionales informados sobre los desarrollos en uso de todos los aspectos de la información geográfica para el desarrollo sostenible.
  3. Promoverá la comprensión de que el acceso a la información geográfica relevante es un derecho democrático y soportará una política de que nadie, en particular las comunidades locales, movimientos de base, personas en condición de pobreza extrema ni ningún otro grupo vulnerable sufrirá un negación a este acceso por la ley, altos precios o algún otro motivo no razonable
  4. Promoverá la Internet como un medio que puede ajustar el valor de la información geográfica para las partes comprometidas en todos los niveles de la sociedad y la importancia de que agencias gubernamentales e instituciones privadas que acumulen esta información ofrezcan caminos para facilitar el acceso para todos.
  5. Promoverá la necesidad para los países así como las agencias de países y regiones de facilitar el compartir datos geográficos para ayudar un enfoque integrado de la planificación y administración de la tierra, áreas costeras, asentamientos y océanos.
  6. promoverá la necesidad para gobiernos, agencias e instituciones de documentar y compartir información de fuentes disponibles en sus respectivas organizaciones
  7. Trabajará con cuerpos internacionales como la ISO (Organización Internacional de Estándares) para desarrollar e implementar estándares accesibles para el intercambio de información geográfica
  8. Trabajará con cuerpos relevantes, incluyendo instituciones educacionales, para garantizar que haya una fuerza de trabajo con saberes y habilidades disponible para desarrollar y mantener sistemas de información geográfica
  9. Promoverá asistencia técnica y coordinación entre países que tienen tecnología y recursos para la captura análisis y publicación de datos y países que necesitan asistencia en estas áreas.
  10. Apoyará a las Naciones Unidas y otras agencias en la planificación y desarrollo de infraestructuras regionales de datos espaciales.
Capítulo V
Desarrollando la profesión de la Agrimensura

Bases para la acción

5.1 Los agrimensores en todos los niveles de gobierno así como en empresas privadas, que traten con tierras y propiedades, uso del suelo y administración, e información geográfica juegan un importante rol en el desarrollo e implementación de políticas, estrategias y servicios de vital importancia para el desarrollo sostenible

5.2 El modo en que los agrimensores actúan, sea en el sector público o privado tiene capacidad para influenciar la actitud de la sociedad hacia la sostenibilidad

5.3 A pesar de que el concepto de desarrollo sostenible es comprendido en general por la mayoría de los agrimensores, sus implicaciones prácticas, los desafíos que ofrece y las responsabilidades que trae aparejadas frente a la profesión y a los individuos necesita ser elaborada, promocionada y actualizada continuamente

5.4 FIG reconoce que provee un mecanismo y una oportunidad a los agrimensores para exhibir y demostrar su profesionalismo

5.5  FIG reconoce que la educación y el entrenamiento de agrimensores, incluyendo el desarrollo profesional continuo es un parámetro de importancia para apoyar su contribución al desarrollo sostenible.

Acciones

5.6 FIG asume su compromiso para asistir a los profesionales de la agrimensura para responder a los desafíos y responsabilidades del desarrollo sostenible FIG particularmente hará lo siguiente:

  1. Continuar incluyendo todos los aspectos del desarrollo sostenible y su relevancia para los profesionales de la agrimensura en programas técnicos en los congresos de FIG, conferencias, talleres y encuentros, incluyendo aquellos organizados por las Comisiones FIG individualmente
  2. Asistir en programas universitarios en desarrollo para la educación general de agrimensores que refleje su rol y responsabilidades en relación al desarrollo sostenible.
  3. Promover la inclusión de elementos apropiados de políticas de desarrollo sustentable y estrategias en relación a las actividades de los profesionales de la agrimensura en programas nacionales para el desarrollo continuo.
  4. Asegurar que cualquier evaluación FIG de programas educacionales o actividades similares tomadas por sus cuerpos subsidiarios considerará en especial los aspectos relevantes vinculados con el desarrollo sostenible
  5. Alentar a las asociaciones nacionales a incluir referencias apropiadas al desarrollo sostenible en sus códigos de conducta. Apoyará el principio que estos códigos deberían de alguna manera solicitar a los agrimensores facilitar igual acceso a lose servicios de registración territorial, insistir en abordajes integrados de la planificación y administración de tierra, solicitar que las evaluaciones de impacto ambiental se hagan donde y cuando resulte relevante y solicitar que todas las partes interesadas estén activamente envueltas en los procesos relevantes de planificación y desarrollo y que se garantice su acceso a todos los datos relevantes.
  6. Apoyar el establecimiento de sociades profesionales en países donde no hay tales cuerpos y cuando los haya, asegurar que estas sociedades desarrollen códigos de ética y conducta profesional apropiados.
  7. Alentar el desarrollo y mantenimiento de principios de calidad para asegurar un servicio al cliente de calidad de los profesionales de la agrimensura alrededor del mundo.
Capítulo VI

Bases para la acción

6.1 La Agenda 21 llama a las organizaciones no gubernamentales a todos los niveles a apoyar la implementación de políticas de desarrollo sostenible.

6.2 FIG reconoce que las asociaciones profesionales tanto en el nivel nacional como internacional pueden jugar un rol importante en la implementación de la Agenda 21

6.3 FIG reconoce que en el desarrollo de la federación en un eficiente y efectiva organización no gubernamental debería apoyar activamente la implementación del desarrollo sostenible y formular una colección de valores a los cuales urge a sus asociaciones miembros, miembros académicos y agrimensores individuales a adherir.

6.4 FIG reitera que las políticas establecidas en la publicación nº3 de FIG en 1991 "Desarrollo sostenible un desafío y responsabilidad para agrimensores" Este hacía foco en el potencial de los agrimensores para contribuir al desarrollo sostenible, encargado por la federación para incluir producción ambiental como tópicos importantes en conferencias y otras ocasiones y sugerir a las asociaciones nacionales a hacer lo propio.

Acciones

6.5  Adoptando este código, la Federación Internacional de Agrimensores renueva su decisión de promover el concepto de desarrollo sustentable y sus desafíos y responsabilidades relacionadas a los agrimensores en todas sus actividades relevantes. FIG en estos términos se compromete a :

  1. Enfatizar una amplia comprensión del desarrollo sostenible incluyendo políticas, estrategias y acciones para desarrollo social y económico así como para protección ambiental
  2. Incluír políticas de desarrollo sostenible, estrategias y acciones en todas las actividades relevantes de la Federación así como en las actividades de sus comisiones y asegurar que las asociaciones nacionales miembros hagan lo propio.
  3. Incluír respuestas apropiadas por parte de la profesión y los agrimensores individuales a los desafíos y responsabilidades de la agenda 21 en todas las guías relevantes, estándares y otros documentos
  4. Asegurar que las actividades concretas para implementar la Agenda 21 FIG están incluidas en los planes de trabajo de la Federación , tanto sea en los planes de corto como de largo plazo
  5. Asegurar que el progreso en actividades vinculadas al desarrollo sostenible incluyendo aquellas actividades tomadas por las comisiones y las asociaciones nacionales sea regularmente reportado a la Asamblea General anual de la Federación
Capítulo VII
Colaboración con Naciones Unidas, Gobiernos Nacionales y Organizaciones no Gubernamentales

Bases para la acción

7.1  La Agenda 21 (paragrafo 27.9) urge a todas las agencias de las Naciones Unidas a establecer mecanismos y procedimientos para incluir en las vistas de la experticia de las ONG políticas y diseño de programas implementación y evaluación.

7.2 Agenda 21 urge a los gobiernos a establecer o permitir diálogos dinámicos con organizaciones no gubernamentales

7.3 Desde la adopción de la agenda 21 la producción de administración de tierra para el desarrollo sostenible ha sido un frente de trabajo de varias agencias UN que implementan la Agenda 21 – en particular a través de las compañías globales de UNCHS en buen gobierno urbano y seguridad en la tenencia y en el programa de la comisión en desarrollo sostenible,. Iniciativas similares tienen lugar en las actividades regionales de las Naciones Unidas y en otras organizaciones nacionales e internacionales que tratan con el ambiente y el desarrollo

7.4 A continuación del colapso de los regímenes socialistas en Europa Central y del Este y otras regiones del mundo, los países en transición se han embarcado en grandes programas para restablecer derechos de propiedad y sistemas de registración y para fortalecer las instituciones para planificación del uso de la tierra y administración que se necesitan para un funcionamiento efectivo de economías de mercado, De cualquier manera la asistencia en el desarrollo apropiado de soluciones y modelos aún se necesitan.

7.5 Durante la última década (1990 –2000) FIG ha incrementado su colaboración con varias agencias UN, notablemente presidiendo el diálogo en relaciones urbano rurales durante la Conferencia 1996 de la UN en Asentamientos Humanos, preparando las dos declaraciones UN-FIG en reformas catastrales (Bogor1996) y en Administración de tierras para Desarrollo Sostenible (Bathurst 1999) preparndo una instancia para cooperación entre FIG y agencias UN como resultado de la mesa redonda FIG/UN (Melbourne 1999); e introduciendo un Memorando de entendimiento con UNCHS (Nairobi 2000)

7.6 FIG ha establecido relaciones con otras asociaciones internacionales –notablemente el Consejo Internacional en Construcción y Edificación (CIB) y la Federación Internacional de Inmobiliarias (FIABCI) -en el desarrollo de estrategias para trabajar en producción de desarrollo sostenible en el nivel de organizaciones no gubernamentales internacionales.

Acciones

7.7 FIG pretende desarrollar sus relaciones con agencias UN, con el Banco Mundial y otras organizaciones internaciones de ayuda donantes y prestadores, gobiernos nacionales y organizaciones no gubernamentales. Haciendo esto FIG :

  1. Canalizará información sobre programas relevantes UN y actividades para los miembros FIG sean estos asociaciones o agrimensores individuales
  2. Ayudará a las agencias UN a desarrollar estrategias y políticas para usar la competencia y servicios de los profesionales de la agrimensura en implementar el desarrollo sostenible.
  3. Colaborará con las agencias UN en el desarrollo de guías dirigidas a los profesionales de la agrimensura para optimizar la contribución de los profesionales en la implementación del desarrollo sostenible en todos los niveles de la sociedad.
  4. Colaborará con agencias UN en desarrollar guía y modelos prácticos para desarrollar las capacidades nacionales de la agrimensura para colaborar en la implementación del desarrollo sustentable en los niveles nacional, regional y local
  5. Participará activamente como una organización no gubernamental representado la profesión global de la agrimensura en las reuniones de Un a las cuales las ONG estén invitadas a contribuir
  6. Establecerá arreglos de colaboración con Organizaciones no gubernamentales internacionales e instituciones no comerciales que estén envueltas en la implementación de la Agenda 21 y las cuales beneficien de compartir el conocimiento desarrollado por FIG en l concerniente al desarrollo sostenible y de los servicios de los profesionales de la agrimensura.
  7. Establecerá o profundizará el desarrollo de vínculos existentes con otras ONG internacionales tratando con producción tangible como para permitir a través de una acción concertada su contribución al desarrollo sostenible
  8. Alentará a las asociaciones miembros a establecer vínculos correctos con departamentos relevantes de su gobiernos nacionales para permitir a los profesionales de la agrimensura realizar aportes para la implementación de la Agenda 21 en el nivel nacional
  9. Apoyará la educación y las iniciativas de entrenamiento de la UN, el Banco Mundial y otras instituciones relevantes prestadoras de asistencia a los países en desarrollo

APPENDIX A
SUSTAINABLE DEVELOPMENT – A Challenge and a Responsibility for Surveyors

Statement on Environmental Issues
adopted by the 58th FIG Permanent Committee Meeting on May 23, 1991 in Beijing, China

The intention of the FIG statement is to ensure that the surveyors’ professional skills are used to promote environmentally sound planning and management of natural resources and human settlements.

The International Federation of Surveyors (FIG) recognises safeguarding the natural environment as a major issue requiring urgent attention and action.

FIG believes in the principle of sustainable development which permits opportunities f or economic growth but at the same time demands protection of the environment. FIG also believes that a "precautionary approach" is vital for all projects which may cause environmental damage.

The Environmental Challenge

Environmental issues are frequently presented within the framework of the natural sciences, such as biology, physics and chemistry. The major problems are often described as ecological threats in the form of pollution of the air, water and soil. Surveyors are primarily concerned with land use and land management. They are becoming increasingly involved in marine resource management. They thus contribute a highly specialised expertise in making environmental impact statements to bring about in the most acceptable way the implementation of plans and projects.

Changes in land use occur in their most extreme form in the establishment of human settlements and urbanisation brings about many types of environmental change. Other causes of environmental degradation include deforestation, the winning of minerals and the intensive use of rural land. All these aspects of change are key issues for sustainable development.

The problems associated with human settlements are illustrated by the fact that cities are now absorbing two-thirds of total population increase in the developing world. At this rate of urbanisation nearby two billion people will populate urban areas of the developing countries by the end of the century, with 500 million more to be accommodated during the next decade. The problems of ensuring satisfactory water supply, adequate disposal of all types of wastes and avoidance of pollution of air, water and soil will be enormous with grave risks to health and other impairments of the quality of life if they are not successfully tackled and solved.

Environmental issues differ from country to country in association with the environmental setting, the characteristics of development and national preferences and priorities. There is a tremendous need for careful and skilled management of all systems which affect the quality of life in order to provide opportunities for environmentally sound development.

It is also necessary to preserve rural land, inland waters and the seas as sustainable resources for the production of food, for forestry and for recreation. Wild life and the various aspects of rural and marine ecology must be respected.

Surveyors and FIG

The science and practice of surveying is familiar to all in its traditional applications in the surveying and planning of towns and cities, agricultural uses, roads and other public works. FIG believes that the skills of the surveyor can make a vital contribution to promote sustainable development.

Surveyors are thus challenged to contribute to the planning and management of urban, rural and marine development in order to avoid potential disasters of the gravest scale and to preserve and improve the quality of life for present and future generations.

The expertise of surveyors is essential for monitoring environmental changes, in management of resources, in planning and construction. FIG believes that new and continuing advances in technology and land management, such as remote sensing and geographic information systems, can significantly increase the information available to decision makers and society in general. New technologies in the field of positioning and navigation at sea which have important significance for safety will help to prevent grounding and other maritime accidents which have led to some of the most serious examples of pollution.

FIG believes that environmental issues should therefore figure prominently in the education of surveyors and that universities should be encouraged to provide the appropriate courses.

FIG will ensure that environmental issues are given high priority for continuing action and constant awareness in its future work. FIG will encourage the same attitude amongst its national member associations.

FIG will emphasise that the surveyor's professional work must reflect a concern for environmental consequences and opportunities. The surveyor has an ethical duty to advise and inform upon these matters and to suggest any alternatives which may be more environmentally acceptable.

The Individual Surveyor's Commitment Shall Always Require:

  • an assessment of the environmental consequences of professional activities in a responsible way,

  • constant efforts to secure a recognition of environmental planning and management aspects in the fulfilment of any project, and to disseminate environmental information within the surveyors’ field of expertise,

  • prompt and frank response wherever possible to public concerns on the environmental impact of projects, including when appropriate the stimulation of environmental actions,

  • the utilisation or recommendation of the engagement of additional expertise whenever the surveyor's own knowledge of particular environmental problems is insufficient to the particular task,

  • the improvement of environmental standards, meticulously observing any statutory requirements on environmental issues.

The International Federation of Surveyors, FIG, shall:

  1. Provide opportunities for expanding the education of the professional surveyor to include understanding of and solution to environmental problems.

  2. Wherever appropriate include environmental issues as an important topic at conferences and on other occasions and encourage national member associations to do likewise.

  3. Take steps to ensure that the United Nations and other international and national organisations are informed of the FIG policy and potential contribution of the surveying profession to the achievement of sustainable development.

  4. Urge national and international aid organisations to make provision for surveying expertise and services in programmes in the developing countries.

  5. Encourage discussions on environmental issues and the surveying profession by national authorities, universities, schools and research institutes in order to exert an influence on programmes and syllabuses.

  6. Urge all technical and Scientific Commissions within FIG to give priority to environmental issues related to their spheres of interest.

  7. Ensure that the administrative Bureau of the Federation takes responsibility for the implementation of the FIG policy on environmental issues. This includes co-ordination with all technical and Scientific Commissions within FIG.


FIG PUBLICATION No 23

FIG Agenda 21

Published in English and Spanish

Published by The International Federation of Surveyors (FIG)
ISBN: 87-90907-07-8, February 2001, Frederiksberg, Denmark

Printed copies can be ordered from:
FIG Office, Kalvebod Brygge 31-33, DK-1780 Copenhagen V, DENMARK,
Tel: + 45 38 86 10 81, E-mail: FIG@fig.net

 

©2017 FIG